Las propuestas de Levy

 Héctor Aguilar Camín

Las propuestas de Santiago Levy rumbo a una prosperidad compartida con seguridad social universal son 10:

1. Garantizar el derecho ciudadano a la salud independientemente del régimen laboral del ciudadano. Este sistema debería ser financiado directamente por la tributación y administrado por la Secretaría de Salud.

2. Abrir el IMSS a toda la población, trasladando su pasivo laboral al gobierno federal, lo que resolverá su crónico problema financiero.
PUBLICIDAD

3. Establecer una pensión ciudadana para mayores de 68 años, indexada a la inflación, equivalente a 50 por ciento del salario mínimo, o mil 599 pesos.

4. Universalizar el acceso y ampliar la cobertura de guarderías en 130% (800 mil espacios más), con un costo por niño equivalente al de las guarderías del IMSS administrado por la Secretaría de Bienestar.

5. Crear un seguro de desempleo universal para trabajadores formales o informales financiado por aportaciones patronales.

6. Establecer la obligación de los trabajadores de cotizar en su Afore, independientemente de si tienen un empleo formal o informal, de modo que nunca se interrumpa su ahorro y al final del ciclo siempre tengan una pensión.

7. Reducir las comisiones de las Afores y subsidiar el ahorro voluntario para aumentar las pensiones de retiro. Asegurar que todos los trabajadores tengan una pensión al jubilarse, independientemente de si han estado poco o mucho tiempo en empleos informales.

8. Facilitar que el Infonavit pueda dar crédito de vivienda a trabajadores formales o informales, y remplazar la fuente de financiamiento de aportaciones a la nómina por emisión de deuda.

9. Trasladar la cobranza de las contribuciones de seguridad social del IMSS al SAT y homologar las definiciones de salario base reduciendo los costos de cumplimiento de las empresas y mitigando la evasión.

10. Reducir sustancialmente los costos de contratación formal, en particular para los trabajadores de bajos salarios.

Habrá resistencia de grupos de interés, pues el espíritu de estas reformas es romper los derechos sociales cerrados y generalizarlos a través de los muros institucionales vigentes. Levy ve cuatro obstáculos: 1. Derechos adquiridos de los trabajadores, 2. Resistencia burocrática, 3. Costumbre mental y 4. Cuánto cuesta todo y quién paga. Mañana va la explicación.