‘Six Dreams’, una mirada real más allá del fútbol y el campo de juego

16 septiembre 2018

La miniserie documental narra las historias de seis personajes dentro de la liga de fútbol española

Por Andrés Rodríguez | No es fácil levantarse de la derrota, al menos después de que el Real Betis cayera 6 -2 frente al Valencia en octubre de 2017. ¿Qué reflexión viene a la cabeza del jugador mexicano Andrés Guardado mientras su técnico, Enrique Setién, trata de levantar la moral de sus dirigidos? ¿Cómo celebra el director deportivo Joan Enric Cárcel en los pasillos del Municipal de Montilivi una victoria del Gironafrente al Real Madrid? ¿Cómo era un día del preparador argentino Eduardo Berizzo durante su etapa como preparador del Sevilla? Parece solo fútbol, pero no lo es. Tras las bambalinas de la considerada Mejor liga del mundo, lejos de los millones de euros y el caché de sus estrellas, hay seis personas y una narrativa alrededor de ellos. Six Dreams, la nueva miniserie documental de Prime Video, ofrece una mirada a LaLiga Santander, más allá del fútbol y el campo de juego.

No es la primera vez que el director británico Justin Webster incursiona en el fútbol para el cine o la televisión. Anteriormente estuvo a cargo de otras producciones como F.C. Barcelona Confidencial (2004) o Win! (2016). Cualquiera pensaría que la pasión por el fútbol corre por las venas del realizador, pero admite que en realidad se hizo aficionado al balompié por casualidad hace 25 años porque no podía ver rugby. “El fútbol, o cualquier deporte, pero especialmente el fútbol en mi caso, es una oportunidad de hacer algo sobre las personas, algo que sea como una película de ficción, pero es no ficción, que es lo que me apasiona realmente”, explica vía Skype.

Para Six Dreams, su más reciente obra, se inspiró en Hoop Dreams (1994), un documental que explora cuatro años en la vida de dos jóvenes de Chicago, EE UU, que buscan alcanzar el estrellato en el baloncesto profesional, largometraje que considera se asemeja a una novela de León Tolstoi sobre la sociedad estadounidense. Para lograr su cometido, Webster se nutre de la influencia del cinéma verité (o cine de realidad) para lograr una mirada observadora siguiendo a diversas personas, pero sin entrevistas. “Es un estilo que es muy laborioso, filmas mucho para utilizar muy poco, intentando captar estas escenas de drama natural, sin trucos, no es un reality”, precisa.

Con la base de ese lienzo, Webster crea su propia pintura sobre las entrañas de LaLiga Santander. Inspirado en la historia de seis personajes: el extremo del Athletic de Bilbao Iñaki Williams; la presidenta del club de fútbol Eibar, Amaia Gorostiza; y el centrocampista del Atlético de Madrid Saúl Ñíguez, que se unen a los ya mencionados Guardado, Cárcel y Berizzo. Cada personaje, cuidadosamente seleccionado por el realizador, es “un retrato de España”, pero de una “España muy variada y diferente”. “Las personas son interesantes si tienen algo en juego y también por sus relaciones, no solo para ellos. Son retratos a través de la acción y se buscó que tengan relaciones interesantes”, afirma el director.

Como ‘Juego de tronos’

Abordar la miniserie fue todo un desafío para Webster. Para lograr los seis capítulos, de una hora cada uno aproximadamente, que componen a la producción, fueron necesarias cerca de 800 a 1000 horas de grabación. El equipo de rodaje estuvo de siete a ocho días cada mes filmando a cada equipo y protagonista que forma parte de esta historia. “Es una forma de filmar muy antiindustrial, es caro, es laborioso y es muy exigente a nivel técnico. La oportunidad de hacerlo ha sido maravillosa, hecho con esta intención, el resultado es excelente. Tuvimos la libertad de seguir la narrativa, no grabando a lo loco, sino pensando en la calidad”, cuenta el realizador.

Normalmente, cuando se dice que es una serie documental con seis personajes, inmediatamente se suele pensar que cada capítulo aborda la vida de uno de los protagonistas. Webster no quiso hacer un producto que sea informativo o ensayístico, al contrario, buscó que las historias se entrelacen, compaginen y fluyan dentro de una misma narrativa, siguiendo la estructura de Juego de tronos. “Lo digo un poco en broma, pero en términos formales es como Juego de tronos, cambias de lugar y personajes, pero están dentro de la misma historia. Quería que las historias y los personajes te lleven a través de la narrativa”, agrega.

Por eso no es raro que Berizzo compare la pasión en Sevilla como en Argentina; mientras Williams refuerza su identidad y sentido de pertenencia “como negro y vasco” en el Athletic; o el detalle del astro argentino del Barca, Lionel Messi, con el hijo de Guardado. Six Dreams es una mirada entre bastidores que oculta muchas veces este deporte, más allá del fútbol y el campo de juego. “Es una vida difícil con muchos retos y dificultades. Pensamos que muchas veces es fácil para esta gente que cobra mucho dinero, los más famosos, pero verlo desde otro ángulo lo hace más normal y más interesante”, añade Webster.

El también realizador de Gabo, la creación de Gabriel García Márquez se muestra contento con las posibilidades que el streaming le ha dado para desarrollar este producto creativamente. Piensa que los servicios de pago por ver se acercan más a la experiencia del cine, frente a la interacción con la televisión convencional. “La atención del espectador es diferente. No estás mirando algo interrumpido por publicidad [en referencia a la televisión]. Juan José Campanella dijo que una película es como un cuento y la serie es como una novela, estoy de acuerdo con eso”, finaliza.