En EE.UU. llaman a intervenir militarmente en México

6 noviembre 2019

Tras la masacre de dos familias mormonas en el norte de México, en la que fueron asesinadas tres mujeres y seis niños, congresistas y medios de EE.UU. hicieron un llamado a intervenir militarmente en México para contener lo que calificaron como «actos terroristas» de los cárteles de la droga.

Las voces de los congresistas republicanos respaldaron la propuesta del presidente de EE.UU., Donald Trump, para apoyar con militares y armamento a México, y emprender una «guerra» contra el narcotráfico, ofrecimiento que fue rechazado por el presidente del país latinoamericano, Andrés Manuel López Obrador.

En una entrevista con Fox News, el senador estadounidense Tom Cotton dijo: «si el Gobierno mexicano no puede proteger a los ciudadanos estadounidenses en México, en EE.UU. tal vez tengamos que tomar las cosas en nuestras manos«.

Para el legislador por Arkansas, la estrategia del presidente López Obrador «tal vez funcione en un cuento de hadas para niños», y agregó que «lo único que puede contrarrestar las balas son más balas, y más grandes».

 

Por su parte, el senador republicano Lindsey Graham señaló que propondrá una reforma de ley para calificar a los cárteles mexicanos como organizaciones terroristas.

«Estoy haciendo que mi equipo verifique si los cárteles mexicanos son o no organizaciones terroristas dentro de los límites de la ley estadounidense. Si no lo son, me gustaría hacer que lo sean», aseveró.

En un sentido similar, David Glawe, subsecretario de Seguridad Nacional de EE.UU., expresó ante el Senado de su país: «la violencia y el desprecio por la vida humana que muestran estas organizaciones criminales es tan brutal y espantosa como cualquier organización terrorista que vemos en todo el mundo».

En un editorial sobre la «cartelización de México», el periódico estadounidense Wall Street Journal incluso llamó a intervenir militarmente en el territorio mexicano para la «amenaza».

«Si México no puede controlar su territorio, EE.UU. tendrá que hacer más para proteger a los estadounidenses en ambos países de los carteles. La DEA (Administración de Control de Drogas) debería poder descubrir las identidades y ubicaciones de quienes ordenaron o llevaron a cabo los asesinatos del lunes. Garantizar su desaparición sería una señal de que la justicia estadounidense tiene un largo alcance. No se puede descartar una operación militar de EE.UU.«, apuntó el rotativo neoyorquino.