Onán y el origen del coitus interruptus

17 febrero 2018

Conoce la historia bíblica de Onán, el joven que desató la furia de Dios por no eyacular dentro de su cuñada.

En el Génesis 38:1-10 de la Biblia está escrita la historia de Onán, aunque este personaje no es de lo más conocidos de las Sagradas Escrituras, es de las más impactantes y cuestionada por muchos.
Judá era padre de Er y Onán, este señor consiguió una esposa para su hijo mayor Er llamada Tamar. Por razones que no se explican en la Biblia, a Dios no le gustaba la conducta de Er y decidió quitarle la vida.

Así que Judá le pide a su hijo Onán que cumpla con su deber de cuñado y se haga cargo de la viuda y levante la descendencia de su hermano.

En esta época ‘levantar la descendencia’ era una costumbre normal. El hermano del difunto debían tener hijos con su cuñada y estos serían hijos ‘legítimos’ del fallecido.

Así que Onán se casó con Tamar, pero también se explica en la Biblia que cuando el joven tenía relaciones sexuales con su cuñada, se retiraba antes de eyacular para que el semen se derramara fuera de ella y así evitar el embarazo y la descendencia de Er.

Esta conducta molestó a Dios y su decisión fue terminar con la vida de Onán.

Origen del ‘onanismo’

Este relato dio origen al término ‘onanismo’ y pasó a relacionarse con la masturbación, ya que igual que el coitus interruptus se refiere a que el semen se desperdicie y no se emplee para procrear.
Así que onanismo es sinónimo de masturbar y aunque antes era considerado como una acción desviada actualmente el término se utiliza como una conducta natural.

Por Titi González Méndez
Con información de definicion.de | sexoybiblia.com