Director del IMSS anuncia ‘limpia’ en delegaciones del instituto

28 agosto 2019

El director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, anunció este miércoles que propondrá al Consejo Técnico remover a los 35 delegados del instituto, con el fin de depurar esos puestos administrativos y ajustarlos con el personal que responda a las necesidades de la actual administración.

En conferencia de prensa, Robledo explicó que con el nuevo procedimiento, las Delegaciones ahora se convertirán en Oficinas de Representación, mientras que los delegados ahora serán oficiales de representación en los estados, cambios que se pretenden estén listos antes de que concluya el año.

El director dijo que lanzará una convocatoria para que esas 35 plazas se concursen y se cuenten con los «mejores perfiles» para las tareas de recaudación, médica, prestaciones, entre otras.

«En el nombramiento de delegados, muchas veces hay que reconocer que se sacrificaban a personas, a elementos con conocimientos, con experiencia, con una probada honestidad y lealtad de la institución y sobre todo, con la capacidad de encabezar los esfuerzos para mejorar la calidad en la atención a los derechohabientes y muchas veces se imponía una lógica política, el compadrazgo y demás (…) Este es el evento donde yo me corto el dedo», dijo Robledo.

El titular del instituto explicó que el nuevo proceso se basará en los méritos e implica sentar las bases para la profesionalización de un servicio de carrera.

Detalló que se lanzará un concurso de oposición dirigido al personal médico activo, a jubilados del Seguro Social y a personal de enfermería.

«El perfil que estamos buscando es que sea gente con reconocida trayectoria al interior del Instituto, con la finalidad de encontrar a las mejores y los mejores 35 perfiles para encabezar los órganos de operación administrativa desconcentrada en las entidades federativas».

La convocatoria, dijo Robledo, se diseñó para que la mitad de los cargos a concursar sean ocupados por mujeres, esto en apego a las recientes reformas constitucionales en materia de paridad de género.

Y los aspirantes competirán por el cargo, mas no por un lugar específico de adscripción. Es decir, alguien coparticipa en el concurso, avanza en sus diferentes etapas, pero no significa esto que sean 35 concursos.

«Es un solo concurso nacional del que saldrán 35 hombres y mujeres, y la definición de la entidad federativa a la cual serán asignados se determinará mediante una insaculación».

En el país hay 32 entidades federativas pero el IMSS cuenta con 35 delegaciones, debido a que en los estados de México, Veracruz y Ciudad de México hay dos delegaciones, por lo tanto en esas entidades hay dos delegados.

La importancia de esos puestos radica en que se trata de órganos desconcentrados donde labora 98 por ciento del personal del IMSS, es decir, ahí trabajan 418 mil 274 trabajadores de los 426 mil 986 empleados totales que cuenta el instituto.

El personal de las delegaciones está adscrito a mil 515 unidades de medicina familiar, 3 mil 618 unidades médicas rurales, 239 hospitales generales, 80 hospitales rurales de IMSS-Bienestar, 9 unidades médicas de atención ambulatoria y 36 unidades médicas de alta especialidad.

Robledo sostuvo que este cambio en el proceso de nombramiento de los delegados no es una cuestión partidista ni política, pues atiende una serie de reformas a la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal que planteaba una nueva forma de la administración en entidades del país, por lo que en ese sentido en el IMSS también se tiene que dar una transformación en las delegaciones.

Sin embargo, es de mencionar que la mayoría de los 35 delegados actuales del IMSS fueron propuestos por el exdirector del instituto, Germán Martínez, y aprobados por el Consejo Técnico, quien presentó su renuncia al cargo el pasado 21 de mayo.

Germán Martínez acusó en su carta de renuncia que funcionarios de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público tuvieron injerencia en las decisiones del instituto y, además, pretendía reformar el reglamento para colocar funcionarios administrativos en los estados.

“Algunos funcionarios de Hacienda intentan una remodelación cosmética del IMSS, donde por ejemplo, se pretende reformar el Reglamento para colocar funcionarios administrativos en los Estados desde la Secretaría de Hacienda, y así anular a los Delegados que este Consejo Técnico aprobó. Buscan nombrar, en todo el país, una suerte de delegados administrativos estatales, fuera de este Consejo, para que ellos, en los hechos, administren desde lo local al IMSS”, denunció Martínez en su carta.

En respuesta, Robledo negó que en este nuevo procedimiento de selección de delegados haya injerencia de Hacienda, ahora encabezada por Arturo Herrera.

“A mí no me gusta opinar sobre las decisiones de alguien más pero sí sobre las mías (en alusión a Martínez). El objetivo del proceso no es nada más buscar una salida para el tema de delegaciones, sino mejorar los servicios de los derechohabientes. (No hay injerencia de Hacienda) no para nada, es más, la Secretaría de Hacienda no conoce de este proceso, lo conocerá hoy el Consejo Técnico”, subrayó.