Gobernadores solicitarán a la SHCP reponer gasto extraordinario en salud

18 mayo 2020

Los gobernadores de Nuevo León, Coahuila, Durango, Tamaulipas, Colima, Jalisco y Michoacán formaron un bloque para seguir una ruta legal en la elaboración de una solicitud de pago resarcitorio de los gastos que han realizado en la atención de la emergencia sanitaria provocada por el Covid-19, que no estaban contemplados en sus presupuestos de Egresos de este 2020.

Esta solicitud se enviará a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) esta semana.

“Los estados acordamos seguir una ruta legal para presentar a la SHCP la solicitud del pago resarcitorio de los gastos transferidos por la Federación a las entidades para la atención de la emergencia sanitaria, los cuales no estaban previstos en sus respectivos ejercicios fiscales para 2020”, indicó el mandatario de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, durante la Reunión interestatal Covid-19, celebrada en Morelia el viernes pasado.

En el caso de Michoacán, dijo que han gastado 1,730 millones de pesos en infraestructura básica hospitalaria, sin incluir el incremento salarial para los médicos, ni el plan alimentario para personas en situación vulnerable.

Por su parte, el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, explicó que además de los 1,000 millones que erogó su administración para atender el coronavirus, se requieren otros 1,800 millones de pesos porque han aumentado el número de pacientes hospitalizados y el número de contagios.

“Tenemos que privilegiar la salud, por eso el costo o la inversión en el tema de salud va a crecer, porque tenemos que estar mucho más preparados, es decir, lo que teníamos previsto en nuestro sistema de salud iba de acuerdo a un calendario, pero fue cambiado por el decreto de la Federación al aperturar la industria automotriz, minera y de construcción”, ahondó.

“No estamos en desacuerdo con ello, vamos a necesitar más recursos y evidentemente la supervisión, en Coahuila más de 300,000 trabajadores van a salir, en Nuevo León 200,000, la supervisión sanitaria va a crecer, en eso no pensó la Federación, quien tiene la obligación financiera con los estados”, argumentó Rodríguez Calderón.

Consideró que el Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas (FEIEF) es dinero que los estados han ido ahorrando por años para apoyar cuando disminuyen las participaciones, “ahora hay un concepto donde se debe privilegiar la salud”. El FEIEF, según la SHCP, alcanzarían para el primer trimestre de 2021.

Hacienda garantiza Ramo 28

Un día antes de la Reunión interestatal Covid-19, el titular de la SHCP, Arturo Herrera, informó a la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) que los recursos que entrega la Federación a través del Ramo 28 (participaciones) están plenamente garantizados, para que puedan enfrentar la crisis económica generada por el Covid-19.

En una reunión virtual que tuvo con los 32 gobernadores de las entidades el jueves pasado, aseveró que “la liquidez es primordial para enfrentar la emergencia sanitaria, proteger la economía local y mantener el bienestar de la población”.

Según los Precriterios Generales de Política Económica 2021, para este año se estima que los estados perciban 875,424.1 millones de pesos, lo que significa una reducción de 76,030.7 millones de pesos de lo que se había aprobado en el Paquete Económico 2020.

Lo anterior se debe principalmente a un menor crecimiento del PIB, el cual Hacienda estima entre -3.9% y 0.1% para el 2020. Dicho pronóstico afectará directamente a los ingresos tributarios, de donde proviene gran parte de las participaciones federales.

Al respecto, el gobernador de Nayarit, Antonio Echevarría, indicó que, en dicha reunión virtual, el secretario de Hacienda les informó que habrá un importante recorte de 89,000 millones de pesos, lo que afectará a su estado.

Sin embargo, la SHCP aclaró a El Economista que no se habló de un ajuste, sino de que “está trabajando para garantizar las participaciones federales de los estados ante cualquier caída de los ingresos federales, producto de la pandemia”.

En tanto el gobernador de Baja California Sur, Carlos Mendoza Davis, quien preside la Conago, externó en Twitter la preocupación que tienen los gobernadores por la situación financiera que atraviesan estados y municipios. “Por ello, propuse seguir dos rutas simultáneas y paralelas: apegarnos al espíritu de la Constitución, al federalismo y a trabajar con civilidad, creatividad y generosidad”.

Añadió que para garantizar que los gobiernos cumplan con otros compromisos de salud, como la atención de padecimientos comunes, “solicité al secretario de Hacienda establecer un mecanismo para que las entidades acreditemos gastos extraordinarios por Covid-19 y nos sean resarcidos”.

También, pidió la intervención de Arturo Herrera para que los ayuntamientos cuenten con apoyos adicionales para hacer frente al pago de obligaciones laborales y servicios.

Mientras el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores, expuso a los empresarios del estado el viernes pasado en una conferencia virtual que  en la reunión con el titular de la SHCP se planteó “una gran disminución de recursos para estados y municipios”.

Según un comunicado de la SHCP, no se refiere que se vaya a realizar algún ajuste en los recursos que se entreguen a los estados y municipios a través participaciones y aportaciones.

“Durante la videoconferencia se reiteró la garantía a la entrega, en tiempo y forma, de las participaciones federales, derivadas de la coordinación fiscal, a los estados y los municipios”, reiteró la dependencia.