Ha nacido la computación cuántica

27 octubre 2019
Javier Murillo | En 1965, Gordon Moore -que alguna vez fuera CEO de Intel- describió una duplicación anual del número de componentes por circuito integrado y proyectó que esa tasa de crecimiento continuaría por lo menos una década más. Esto a la postre sería conocido como la ‘Ley de Moore’, que además se usa para capacidad de memoria, sensores, pixeles de cámaras digitales, entre otras.

Pues la ‘Ley de Moore’ se encuentra bajo ataque. Google acaba de sacar un publicación en la revista Nature con la primera demostración empírica de la llamada “supremacía cuántica”. Presumen que una computadora cuántica desarrollada por ellos ha logrado realizar cálculos, que le tomaría a la computadora más poderosa del mundo 10 mil años, en solo 200 segundos con su procesador cuántico llamado Sycamore.

La comparación que se presenta en el estudio se realizó entre Sycamore y la supercomputadora Summit de IBM, que se supone era la computadora más potente del mundo… hasta ahora.

La reacción de IBM no se hizo esperar. Esta ocurrió cuando desestimaron el anuncio de Google en el que aseguran que a su computadora Summit solo le tomaría 2 días y medio para igualar los cálculos y no 10 mil años, como lo presentó Google en su publicación, lo que pondría a IBM al alcance de Google en términos técnicos.

William Oliver, investigador del MIT, en un artículo de valoración del trabajo publicado en la revista Nature, destacó que se trata de “un hito en la computación de importancia comparable a los primeros vuelos de los hermanos Wright”, cuando Oliver Wright logró volar 260 metros en 59 segundos y cambió la historia de la humanidad para siempre.

Aunque no hay que emocionarse tanto, porque no es que mañana vamos a tener una computadora cuántica en nuestro teléfono móvil.

Este hecho está más cerca de la ciencia que de la tecnología, sin embargo, lo que sí se ha logrado comprobar es que la computación cuántica es posible y sus aplicaciones van a revolucionar a la humanidad eventualmente.

Estamos hablando de una tecnología que nos ayudará a conquistar nuevas fronteras como humanidad. No solo vamos a poder realizar más rápido tareas que existen actualmente, sino que vamos a poder realizar tareas que hoy eran irrealizables.

Pero la innovación más importante se dará en la Inteligencia Artificial, ya que al exponenciarse la velocidad y capacidad de procesamiento, la barrera entre el pensamiento humano y el procesamiento tecnológico se habrá roto. Esto nos acerca cada vez más al borde de la Singularidad.